Que es una endodoncia.

0
397

Endodoncia.

La endodoncia es el procedimiento específico que trata los conductos dentales, es decir la raíz y nervios del diente (llamados pulpa). Es un tratamiento muy común en odontología y consiste en extraer la raíz de la pieza dental afectada que produce dolor y molestia al comer.

Endodoncia dental.

Se necesita un tratamiento de endodoncia cuando la pulpa se daña a causa de fracturas dentales, presencia de caries profundas y lesiones más o menos severos como por ejemplo golpes en la raíz. Una vez que la pulpa está infectada o desvitalizada, si no es tratada a tiempo se crea empieza a acumular pus en la raíz y en consecuencia se infecta produciendo mucho dolor.

que-es-una-endodonciaTratamiento de conducto.

El tratamiento de endodoncia o conducto se realiza en los siguientes pasos:

1. Se coloca anestesia local y se procede a la perforación de la zona afectada: en la parte anterior para tratar los dientes anteriores y en la corona para tratar los molares y premolares.

2. Se extrae la pulpa enferma o desvitalizada.

3. Se limpia la zona y se procede a dar forma a la cámara de la pulpa y a los conductos de la raíz para rellenarlos.

4. En caso que el tratamientos se programe para más de una visita, la abertura se cierra de temporariamente para proteger al diente hasta la próxima consulta.

5. Luego se restaura en forma permanente la cámara pulpar y el conducto radicular. Posteriormente se inserta un material cónico de goma en cada uno de los conductos y se sella la zona con cemento. En algunos casos se coloca una varilla plástica en el conducto para que funcione como soporte estructural.

6. Finalmente se coloca una corona sobre el diente para devolverle su forma y aspecto natural.

Que es una endodoncia. La durabilidad.

Los dientes tratados y restaurados gracias a la endodoncia tienen una durabilidad de muchos años, incluso de toda la vida si se los cuida adecuadamente para evitar caries. Es fundamental adoptar buenos hábitos de higiene bucal y realizar exámenes odontológicos regulares para evitar problemas futuros de los dientes tratados y el resto de la dentadura.

Antes de que existiera esta técnica de extracción y reparación dental, los dientes con pulpas dañadas o enfermas se extraían, o sea que no existía posibilidad de recuperarlos. En la actualidad, el tratamiento de conducto salvan dientes que de otro modo se hubieran perdido.